Domingo, 28 June 2020 08:40

EL IV Encuentro de Transformación Integral y la revolución bagauda

Escrito por  Félix Rodrigo Mora
Valora este artículo
(3 votos)

De manera no buscada, casual, el IV Encuentro TI se va a celebrar en Navarra, es más, en un lugar que tiene el rio Arakil a sólo unos metros, rio que, con la complejidad histórica propia de este asunto, nos traslada al espacio originario de la revolución bagauda[1].


Así pues, propongo que, en el Encuentro, se haga un homenaje a aquellas gentes que lucharon durante 13 años por la libertad, el comunalismo y el autogobierno, contra el ente estatal romano y sus viles aliados y/o mercenarios visigodos.


El lugar


La versión habitual sobre el territorio nativo de la insurrección bagauda es que tuvo un primer episodio en el año 441, al que no se atribuye un área específica, y que su gran momento fue el alzamiento popular del 443, iniciado en “Araceli” o “Aracelli”, población situada hasta ahora por los historiadores en un despoblado próximo a Corella (Navarra). Esto necesita de actualización, a la luz de los últimos hallazgos arqueológico, que ubican la “masio Aracaeli”, un importante establecimiento administrativo y militar romano, en Zamartze, caserío próximo a Uharte Arakil, donde se vienen encontrando notables cantidades de restos romano.


Plinio presenta a los “aracelitani”, como los habitantes de una comarca de Vasconia, lo que a mi juicio indica que “Aracaeli” no fue en un municipio sino una comarca, donde la rebelión arranca decisivamente. Así pues, podemos concluir que el origen del movimiento bagauda vascón tuvo lugar en lo que hoy es el lado centro-oeste-sur de Navarra, entre las fuentes del rio Arakil y el Ebro.


El vocablo “aracelitani” ha perdurado, como vemos, en varios topónimos, entre ellos en el mencionado rio Arakil, que es el que riega Ziordi y bordea por un lado a Amarauna, pues éste tiene su huerta situada entre los edificios donde se celebrará el Encuentro y dicho rio[2]. Se admite que su etimología es Arac-ili, en euskera, o sea ciudad o población de Arac.


Los acontecimientos


La guerra de liberación contra el poder romano dura 13 años. Hay, como se ha dicho, un primer levantamiento en el año 441, pero la gran movilización tiene lugar dos años después, en el 443, en la comarca de “Aracaeli”. En el 449 los bagaudas toman Tarazona, donde exterminan a la guarnición visigoda (para la época, aliados y mercenarios de Roma) y dar muerte a su obispo. Luego, el teatro de operaciones se desplaza hacia el este, por las actuales provincias de Huesca y Lleida. En el año 454 el jefe militar godo Frederico afirmar haber exterminado a los bagaudas, aunque posteriormente se conserva alguna vaga referencia a su existencia.


¿Qué había sucedido? Mi interpretación es que los bagaudas son vencidos pero no exterminados, y que al verse acosado por el aparato bélico romano-godo, se refugian en los Pirineos, en concreto en su parte más agreste, la actual comarca del Sobrarbe, situada en Huesca hoy, y entonces parte de la Euskal Herria histórica, donde se hablaba vascuence. Allí siguen con su labor revolucionaria constructiva, dirigida a constituir un nuevo modelo de sociedad. La expresión “derecho pirenaico”, como sinónimo de derecho consuetudinario del territorio, contribuye a hacer más creíble tal aserto. Consolidada la nueva sociedad en el Sobrarbe, con la descomposición del poder romano y luego germánico se van extendiendo por el Pirineo, retornando a su lugar de origen, hasta ocupar una parte notoria, o quizá toda ella, del área previamente euskaldún, quizá ya a finales del siglo V. Les quedan siglos de guerra de autodefensa, contra los visigodos en el sur y los francos en el norte. Pero no son vencidos. Este demuestra que la nueva sociedad así constituida era de una solidez y eficacia realmente asombrosas.


El factor interno que explica el alzamiento es la descomposición de la formación social romana. Su sistema administrativo y fiscal se va disolviendo, las calzadas romanas dejan de ser mantenidas y, sobre todo, el aparato policial y militar, al perder el contacto con sus jefes en Roma y al no recibir los soldados las pagas, el equipo y las vituallas, se cuasi liquida. Se admite que entre los años 432 y 440 las estructuras estatales romanes prácticamente se hunden en Hispania, lo que explica el levantamiento insurreccional del año 441. La impotencia por autoaniquilación romana es superada con la arribada de los germanos godos, aunque sólo parcialmente.


En lo externo los bagaudas escogen muy bien el momento para alzarse. En el año 422 los hunos habían atravesado el Danubio, lo que provocó el pánico en el Imperio durante los diecinueve años siguientes, que no puede destinar suficiente tropas y recursos a sofocar la revolución, al tenerlas concentradas lejos. Hasta el año 451 la atención de romanos y germanos, unidos contra los hunos, está en el este. Tal situación se mantiene hasta que en la batalla de los Campos Cataláunicos, dada el año citado en el noreste de la Galia, Atila, rey de los hunos, es hecho retroceder. A partir de esa fecha los imperiales pueden destinar más tropas a reprimir a los bagaudas, que son declarados oficialmente “vencidos” tres años después.


Lo que lograron


Uno. Realizar la soberanía popular a través de un régimen de asambleas soberanas en red, cuya base y centro de lo esencial del poder popular está en el batzarre (concejo abierto local). Desde él se envían portavoces designados, ligados por el mandato imperativo, a la asamblea comarcal, de ésta a la territorial en cada uno[3] de los siete territorios y de ahí a la totalidad de Euskal Herria. Que esto existió funcionando perfectamente en la Alta Edad Media no me cabe duda: sólo así, unidos, pudieron contener y vencer durante siglos a los imperios agresores, godos, francos y musulmanes, hasta el siglo X.


Dos. Poner fin al régimen esclavista por un proceso emancipador de abajo a arriba, que no fue como los actos de abolición de la esclavitud del siglo XIX en América, Rusia, de arriba a abajo y no dirgidos a establecer las libertades individuales sino a imponer un nuevo sistema de opresión laboral, el trabajo asalariado. Sólo por esto, los bagaudas deberían ser tenidos por unos de los más grandes héroes del género humano, pero lo cierto es que, sobre todo por eso, están prácticamente ignorados…


Tres. En relación con el punto anterior está la cuestión de la libertad del individuo y, más aún, de la noción de individuo, que son la idea y categoría central de una sociedad libre. Pero crean un individuo colectivista, no individualista burgués, integrado armoniosamente en la comunidad familiar-vecinal, en la municipal, en la comarcal, territorial y, finalmente, en la de toda Euskal Herria.


Cuatro. El comunal es creación absoluta y total de los bagaudas, que era inexistente bajo Roma y bajo los germanos. En sus diversas manifestaciones, como comunal de la familia extensa, comunal municipal, comunal comarcal, etc.


Cinco. Repudiado el derecho del Estado se va constituyendo el derecho consuetudinario, expresión de la soberanía de la popular auténtica.


Seis. La cultura romana, escrita, es sustituida por la cultural popular oral, lo que deja durante siglos una impronta enorme en el pueblo vasco, que nunca manifestó interés es escribir su cultura, lo que es comprensible cuando su esencia es la libertad, la creatividad y la sabiduría de la gente común.


Siete. Con el desplome del orden romano desaparece esa parte de su Derecho que se dirige contra la mujer popular, constituyendo el patriarcado. Éste no es abolido, como acontece hoy, para establecer un nuevo patriarcado, sino para hacer de la mujer un ser humano, libre, responsable, activo, soberano y moral.


Ocho. La fuerza armada deja de ser monopolio del Estado, que ya no existe, y se hace atributo de la comunidad popular toda. Se constituyen así las milicias populares vascas, de base municipal, tan formidables que durante siglos se imponen a sus enemigos en la defensa de la tierra vasca.


Nueve. El trabajo es libre porque los seres humanos, todos, son libres. De ahí la enorme variedad de sistemas de ayuda mutua que se crean, productivos, asistenciales (atxolorra), para las obras públicas, etc. Es el origen del auzolan, o trabajo comunitario vecinal.


Señalo sólo estos ocho logros por exigencias de la brevedad, pero hubo mucho más. Con los siglos, tal modelo de sociedad se va expandiendo por toda Europa occidental, siendo el más importante avance y progreso acaecido en la historia conocida del género humano.


Junio 2020


[1] Sugiero se lea mi artículo “El golpe final al orden romano en Europa: la revolución bagauda en Vasconia en el siglo V conforme a lo expuesto por Salviano de Marsella”.
[2] Desemboca en el Arga, que a su vez va a dar en el Aragón, el cual vierte sus aguas en el Ebro.
[3] En unos meses me he comprometido a tener un estudio del fuero de Vizcaya /Bizcaia, que me parece que recoge mejor que ningún otro el aliento épico y los logros magníficos de la revolución bagauda.

 

Descargar texto en euskera

Visto 955 veces Modificado por última vez en Martes, 14 July 2020 21:47
Inicia sesión para enviar comentarios